28 de agosto de 2011

Plantando o meu próprio jardim.

Después de un tiempo,
uno aprende la sutil diferencia
entre sostener una mano
y encadenar un alma,
y uno aprende
que el amor no significa acostarse
y una compañía no significa seguridad
y uno empieza a aprender...
Que los besos no son contratos
y los regalos no son promesas
y uno empieza a aceptar sus derrotas
con la cabeza alta y los ojos abiertos
y uno aprende a construir
todos sus caminos en el hoy,
porque el terreno del mañana
es demasiado inseguro para planes...
y los futuros tienen una forma de caerse
en la mitad.
Y después de un tiempo
uno aprende que si es demasiado,
hasta el calorcito del sol quema.
Así que uno planta su propio jardín
y decora su propia alma,
en lugar de esperar a que alguien le traiga flores.
Y uno aprende que realmente puede aguantar,
que uno realmente es fuerte,
que uno realmente vale,
y uno aprende y aprende...
y con cada día uno aprende.

- Jorge Luis Borges -

3 comentários:

Strangers disse...

...
a ideia do futuro ficar pela metade está a rodar na minha cabeça.
*

Mar* disse...

Na minha também. Por vezes sinto que não me estou a cumprir como era suposto - nem falo já do destino, e o pior é que, a maior parte das vezes, sou eu mesma quem me boicota.
Talvez por isso tenha prometido a mim própria que, a partir de agora, vou plantar o meu próprio jardim e cuidá-lo todos os dias, custe o que custar. *

naomemandeflores disse...

Lindo! ♥

Camila Faria